Y de repente llegas, primavera….

Y de repente llegas, primavera….
Llegaste sin avisar. Y de un golpe seco me quebrantaste. Desordenando mi vida planteada. Planteando dudas de la nada. Ordenando el caos interior. Y de repente llegas... primavera, y cambias todos mis planes. Deshelando gota a gota los glaciares. Resquebrajando mis modales. Y calmando mis angustias vitales. Me pregunto qué hacer a partir de ahora, que me convertiste en una brizna de hierba, que gira imprecisa y revuelta, que danza y revol...