Ángeles Caso: “El PP ha hecho una persecución consciente a la cultura”

Ángeles_Caso_(Feria_del_Libro_de_Madrid,_31_de_mayo_de_2008)

La escritora afirma que está dolida con la inconsciencia de parte de la sociedad civil de España, con la impunidad, con la corrupción y por el devenir de este país del que plantea marcharse si no se produce un cambio

Llega puntual a su cita, después de dedicar la mañana a promocionar su nueva novela, Todo ese fuego (Planeta), dedicada a las hermanas Brontë. La escritora Ángeles Caso narra la historia de estas tres mujeres que debieron luchar contra la rigidez de la Inglaterra victoriana, hasta llegar a ser grandes escritoras. Un relato del siglo XIX pero que la autora vincula con la actualidad. Caso desvela en sus novelas el alma de sus personajes y confiesa que la suya es, ahora, un “alma revolucionaria” que ha crecido tras sentirse perseguida por la Agencia Tributaria. Un alma que, reconoce, también está dolida con la inconsciencia de parte de la sociedad civil, con la impunidad, con la corrupción y por el devenir de este país del que plantea marcharse si no se produce un cambio.

Hay muchas frases de la novela, sobre necesidades económicas o las limitaciones personales que recuerdan a la actualidad.

Yo creo que hay verdades de la condición humana que se mantienen desde el origen de los tiempos y no cambiamos tanto. Muchas cosas que les ocurren a las hermanas Brontë tienen un paralelismo exacto con lo que ocurre a día de hoy. También es verdad que he utilizado en la novela una voz que reflexiona, la mía, porque no quería escribir una novela histórica del siglo XIX, sino que tuviese conexión con el mundo actual. Por eso, como narradora, he aprovechado estos asuntos que pueden ser universales.

En su escritura hay dos fortalezas que, quizás, hemos perdido un poco en la sociedad: indagar en la búsqueda de la mejor palabra que exprese lo que queremos y sustituir la acción por la reflexión.

Has señalado las dos cosas que como escritora más me interesan. Recuerdo que cuando hablé de esta novela con mi editora, que acababa de llegar, le dije que iba a escribir sobre las hermanas Brontë y me dijo: “¿Y qué pasa?”. Yo le respondí que nada, y ella me miró un poco horrorizada porque yo no soy una escritora de tramas. Una vez, un productor de cine, que leyó una de mis novelas pensando que la podría adaptar, me dijo que no la iba a comprar porque no pasaba nada. Pues a mí eso me pareció un halago. No soy una novelista de tramas. A mí me interesan los personajes, la mente humana, el alma. Junto a los sentimientos está la razón y para mí es eso fundamental.

Lee la entrevista completa en > publico.es 

Deja un comentario